Portada. Ola de calor escuelas porteñas

LA FALTA DE INFRAESTRUCTURA ADECUADA IMPOSIBILITA EL DICTADO DE CLASES EN LAS ESCUELAS PORTEÑAS

Ola de calor

Portada. Ola de calor escuelas porteñas

LA FALTA DE INFRAESTRUCTURA ADECUADA IMPOSIBILITA EL DICTADO DE CLASES EN LAS ESCUELAS PORTEÑAS

Por PPV

Docentes porteños nucleados en el gremio Asociación docente de la Ciudad de Buenos Aires (Ademys) convocaron a un paro para hoy, martes 14 de marzo, y un «faltazo de estudiantes» ante «la crisis de infraestructura escolar en plena ola de calor» y en reclamo al Gobierno porteño de «una solución inmediata para que las escuelas sean lugares seguros».

La medida de fuerza estará también acompañada por una asamblea de trabajadores y trabajadoras en la escuela Julio Cortázar, situada en la calle Bogotá 2759, desde las 17.30, según informaron desde el sindicato.

“Ante la crisis de infraestructura escolar en plena ola de calor, lxs docentes y la comunidad educativa exigimos una solución inmediata por parte del gobierno de la Ciudad para que las escuelas sean lugares seguros para trabajadores y estudiantes.

Las condiciones de las escuelas de CABA, ante la falta de presupuesto educativo, son deplorables y no permiten garantizar el aprendizaje: falta de luz, de agua, ventiladores sin funcionar o insuficientes en aulas de más de 30 estudiantes.

La semana pasada tuvimos que asistir a decenas de estudiantes y trabajadores.

¡El estado es responsable!

No se puede naturalizar trabajar en estas condiciones.

 Exigimos aumento del presupuesto educativo de manera urgente” señala el comunicado que circuló por las distintas redes sociales y llegó a las escuelas.

Asimismo, la Multisectorial por la Escuela Pública que integra la Unión de Trabajadores de la Educación (UTE) exigió al gobierno de Horacio Rodríguez Larreta la aplicación del artículo 51 inciso 4 del Reglamento Escolar que faculta a lxs directivxs de las escuelas a reorganizar, rotar, reducir o suspender la jornada escolar en caso en que no estén dadas las condiciones mínimas sanitarias y edilicias necesarias para llevar adelante los procesos de enseñanza y aprendizaje. A la vez que remarcan que un relevamiento realizado por esa organización sindical da cuenta de que, de 950 establecimientos porteños, hay unos 600 que se encuentran en esta situación de vulnerabilidad.

“¡Basta de marketing electoral! La ola de calor puso en evidencia la falta de funcionamiento y el mal estado de los artefactos de ventilación. De no cumplirse las condiciones y normas básicas es imposible llevar adelante la actividad escolar” –exclaman mientras que acompañan este petitorio con links que orientan respecto a cómo presentar las conducciones, docentes y familias las notas pertinentes solicitando se instrumenten las condiciones para poder darle continuidad a las clases presenciales.

Alumnxs que se desmayan o que les baja la presión, docentes descompuestos y falta de concentración en la tarea, la ambulancia del SAME en la puerta de algunas de las escuelas, forma parte del paisaje escolar en estos días.

Más allá de las exigencias de los gremios, en algunas escuelas han pasado a la modalidad virtual, otras no le pasan lista a lxs alumnxs o se llevan adelante sentadas y reclamos reiterados para que se tome una medida urgente, entre ellas un llamado a un “Faltazo” que se concretó en 15 escuelas.

La respuesta del Ministerio de Educación de la Ciudad de Buenos Aires que encabeza Soledad Acuña fue el envío de botellas de agua mineral (naturales) a las escuelas. 170 mil botellitas para una población estudiantil cercana a los 700 mil estudiantes, menos de un cuarto por alumnx.

En una entrevista dada al portal Tiempo Argentino, la recientemente nombrada vicepresidenta de la comisión de Educación, Ciencia y Tecnología en la Legislatura, Maru Bielli, docente y legisladora del Frente de Todos recordó que en 10 años cayó un 43% el presupuesto educativo en la Ciudad de Buenos Aires.