EL GOBIERNO LANZÓ EL “ÍNDICE DE CRIANZA”, UNA CONQUISTA MÁS DE LAS MUJERES

EL GOBIERNO LANZÓ EL “ÍNDICE DE CRIANZA”, UNA CONQUISTA MÁS DE LAS MUJERES

Por PPV

El pasado 8 de marzo, con motivo del Día de la Mujer, el ministro de Economía, Sergio Massa lanzó el “Índice de Crianza”, una nueva estadística que medirá bienes y servicios esenciales para el cuidado de niños, niñas y adolescentes.

El Índice de Crianza, presentado por la directora nacional de Economía, Igualdad y Género, Sol Prieto, establece un parámetro de referencia para determinar cuál debe ser el valor de la obligación alimentaria. Hasta ahora ese monto correspondía a un porcentaje fijado en relación a los ingresos declarados por lxs progenitorxs. La nueva herramienta medirá el costo de provisión de bienes y servicios esenciales para la primera infancia, la niñez y la adolescencia, y el costo del cuidado de niñas y niños. Su metodología de estimación será desarrollada por el Instituto Nacional de Estadística y Censos de la República Argentina.

Es éste un avance muy importante en materia de género ya que, en los procesos de separación de parejas, se hacía dificultoso definir cuánto le correspondía a cada una de las partes, sin contar las veces que los padres dejan de abonar la cuota alimentaria que les corresponde.

El presente instrumento, creado por el Estado, permitirá fijar un monto de referencia que se añadirá a los índices del INDEC, para la obligación alimentaria, saber cuánto se destina para garantizar vestimenta, vivienda, traslados y tareas de cuidado a menores de edad.  Permitirá dinamizar los reclamos en todo el país ya que este índice resultará un insumo para que abogadxs, jueces/as y diferentes organismos que trabajan con las niñeces hagan cumplir sus derechos.

En este sentido, el ministro Sergio Massa destacó que el trabajo se inició por “un video que hizo el Ministerio de las Mujeres de la provincia de Buenos Aires que muestra claramente la problemática” (http://bit.ly/3kWKKHI) y le pidió a la Corte Suprema de Justicia que, «a partir de la publicación del Índice de Crianza, saque una Acordada que establezca como obligatoria su aplicación por parte de la Justicia de Familia para que nosotros asumamos la responsabilidad de dar certeza, la Justicia asuma la responsabilidad de dar certeza, los papás cumplan con sus obligaciones. Eso nos va a hacer una sociedad mejor y nos va a permitir que vivamos todos mucho más seguros”. 

Ayelén Mazzina, ministra de Mujeres, Género y Diversidad destacó la importancia del Índice como herramienta para reconocer el trabajo de cuidar y garantizar los derechos de las infancias y afirmó que «tener hijas o hijos es una decisión personal, pero implica un costo. Cuando la crianza no es compartida, la carga de los cuidados recae principalmente en las mujeres. Cuando los progenitores se ausentan y no cumplen con la cuota alimentaria, lo que viven esas madres tiene un nombre, no le busquemos muchas vueltas: se llama violencia económica». 

A su turno Sol Prieto señaló: «Hoy estamos dando una respuesta, y esto es posible gracias a la decisión política de todos los actores y actrices involucrados, empezando por nuestro Ministro de Economía, y trabajando con la Ministra de las Mujeres, Géneros y Diversidad, el INDEC, y el equipo de Malena (Galmarini) que empujó con mucha fuerza esta agenda. Porque podemos tener muchas ideas, pero sin decisión política nada de esto sería posible. Hoy estamos acá para decir que el problema de los hogares monomarentales es un problema económico y que la economía de los cuidados también es la economía».

Al respecto, la ministra de las Mujeres, Políticas de Género y Diversidad Sexual de la provincia de Buenos Aires, Estela Díaz manifestó: “Esta herramienta va a contribuir a reducir las brechas de desigualdad, endeudamiento y pobreza de las mujeres. A la justicia hay que pedirle que acelere los procesos y tome esta canasta básica a la hora de acordar cuáles son las cuotas alimentarias”.

Cabe destacar que en el 3°trimestre de 2022 hubo más de 1.600.000 mujeres a cargo de hogares con niñas y niños, y sin presencia de cónyuge (monomarentales). Esto representa al 11,7% del total de hogares. Además, se estima que en estos hogares viven más de 3.000.000 de niñas y niños. Entre las jefas de estos hogares, el 27,4% tuvo ingresos por debajo de la línea de pobreza y el 5,3% tuvo ingresos menores a la línea de indigencia.

Según datos de UNICEF de 2022, el 50,2% de los hogares en los que no vive el padre de las niñas y niños no recibió dinero en concepto de manutención en los últimos 6 meses, y el 12% sólo recibió manutención durante algunos meses. Es decir, 3 de cada 5 hogares a cargo de mujeres no reciben la obligación alimentaria en tiempo y forma. En tanto, el 59% de los hogares monomarentales destina más de la mitad o casi todos sus ingresos al pago de deudas o atrasos (CEPAL y DNEIyG, 2023), mientras que el 73% de estos hogares usa el crédito para comprar comida o medicamentos.

El Ministerio de las Mujeres, Política de Género y Diversidad Sexual de la provincia de Buenos Aires presentó, en 2022,  un Informe sobre el Incumplimiento de la Obligación Alimentaria para  visibilizar la situación que viven día a día las madres en la provincia de Buenos Aires y contribuir a la construcción de un diagnóstico de la situación, y a la elaboración de un conjunto de pautas de acción para llevar adelante políticas públicas orientadas a su abordaje.

Los datos recabados a través de más de 6.000 encuestas, dieron cuenta de la violencia económica que sufren las mujeres y la vulneración a los derechos de las niñas y niños. Más de la mitad de las mujeres encuestadas (51,2%) indicó no percibir ningún tipo de aporte por parte del progenitor de sus hijas e hijos. Dentro del grupo de encuestadas que indican que el progenitor aporta dinero en concepto de obligación alimentaria (41,2%), un 24,9% menciona que es realizado de manera regular y un 15,3% de manera irregular. Es decir, 66,5% de las encuestadas no recibe obligación alimentaria, o sólo la percibe eventualmente.

Además de lxs mencionadxs, participaron de la presentación la vicegobernadora de la Provincia de Buenos Aires, Verónica Magario; la presidenta de AYSA, Malena Galmarini; la titular del Banco Nación Silvina Batakis; el representante adjunto de Unicef Argentina Sebastián Waisgrais y desde el Ministerio de las Mujeres, Políticas de Género y Diversidad Sexual, las subsecretarias Flavia Delmas, Lucía Portos, Lidia Fernandez y Mercedes Castilla; la directora de Investigaciones Sol Calandria y la jefa de Gabinete de la subsecretaría de Políticas de Género y Diversidad Sexual Sabrina Cartabia.