REVISTA PPV – Periodismo Por Venir

¡Saltá el cerco medíatico!

La desidia de Larreta: MURIÓ RAMONA MEDINA

La desidia de Larreta:

MURIÓ RAMONA MEDINA

Por PPV

Ayer, y tras permanecer 3 días internada, murió Ramona Medina, integrante de la Garganta Poderosa, quien había contraído Coronavirus en el Barrio 31 de Retiro.
Ramona tenía 42 años, era insulinodependiente y desde principios de mayo había grabado videos y los enviado a distintos medios de comunicación para denunciar la falta de agua potable en el barrio.
“Soy grupo de riesgo y hace 12 días que estoy sin agua”, decía con la voz entrecortada.

Nacho Levy, referente de la Garganta Poderosa, fue quien comunicó la noticia: “Nos mataron a Ramona.
Apretando los dientes, golpeando el teclado, mordiendo la rabia y escupiendo lágrimas, nos toca escribir ahora esta mierda, para decirles todo eso que Ramona les dijo en tiempo pasado, todo eso que nos cansamos de gritar durante dos meses, todo eso que no quisieron escuchar (…) ni cuando dejaron 12 días al barrio sin agua, ni cuando gritó desesperada que tenía 7 personas de riesgo viviendo hacinadas”, expresaba la primera parte del escrito.

El 13 de mayo, la Garganta Poderosa manifestaba lo siguiente en twitter:

Es que en la casa de la manzana 35, casa 79, donde vivía Ramona, habitaban también “una hija diabética, un suegro con problemas coronarios y otra hija en silla de ruedas, que no habla, no camina, no mantiene postura y requiere oxígeno nocturno, porque tiene síndrome de West y síndrome de Aicardi, una patología que le genera convulsiones refractarias no evolutivas”, había explicado Levy.

A raíz de esto, y en solidaridad con los vecinxs de la 31, organizaciones de derechos humanos, culturales, sindicales sociales y políticas expresaron a través de las redes sociales el pedido de justicia por Ramona y una solución al destrato que tienen lxs vecinxs más vulnerables por parte del gobierno de Larreta y de una fuerza política que lleva más de 12 años gobernando la Ciudad de Buenos Aires. 12 años de gobierno de ajuste en salud, educación, vivienda, trabajo, y que se ve aún más agravado en el marco de la pandemia por Covid-19.



El ajuste mata

Ramona, durante más de 2 años luchó por una solución habitacional porque vivía hacinada.
Sin embargo, el gobierno de la Ciudad de Buenos Aires se desentendió del pedido, de las constantes denuncias y de asegurar un derecho humano elemental como lo es el acceso al agua potable.


Los casos por Coronavirus en los barrios populares siguen en aumento producto de la falta de protocolos por parte del Gobierno de la Ciudad -el DetectAR es de Nación- mientras el jefe de Gobierno, Horacio Rodriguez Larreta, y su vice jefe, Diego Santilli, recorren los medios de comunicación afirmando que en CABA todo está bien y controlado.
Sin embargo, las obras para asegurar agua y vivienda no están concluidas tal y como denunció La Garganta: “Esto se venía venir por las condiciones de hacinamiento, con muchas personas compartiendo un mismo inodoro.
Arreglaron lo que querían mostrar y dejaron a estos barrios sin agua, sin escuchar a los curas villeros”.

Pasaron 27 días desde el primer caso positivo de coronavirus en el Barrio Mugica y, al día de hoy, la Garganta Poderosa ya anunció que ya son más de 1200 en los barrios más vulnerables, de los cuales 851 pertenecen al barrio de Ramona y 287 al barrio la 1-11-14 -Barrio Riccardelli- que también atraviesa los mismos problemas: la falta de políticas públicas en materia alimenticia, de viviendas y salud.

Estos números seguramente aumenten después de publicarse esta nota, porque asís como es una certeza que la muerte de Ramona por Covid-19 era evitable, también lo es que fue una decisión política la que la dejó indefensa y librada a su suerte.

AL INICIO
Ir al contenido