REVISTA PPV – Periodismo Por Venir

¡Saltá el cerco medíatico!

DESCLASIFICADOS

Organismos de Derechos Humanos lanzan el sitio:

DESCLASIFICADOS

Por PPV

A partir de hoy, se encuentra activo el sitio “Desclasificados.org.ar”, fruto del proyecto colaborativo que Abuelas de Plaza de Mayo, el Centro de Estudios Legales y Sociales (CELS) y Memoria Abierta que tiene como fin construir un instrumento de acceso a los archivos desclasificados de Estados Unidos.

Participaron también, la Facultad de Ciencias Sociales de la UBA, a través del Centro Antonio Gramsci y de la Carrera de Ciencias de la Comunicación, además de los Traductorados de Inglés del Instituto Lenguas Vivas, Lengüitas,  Universidad de La Plata y  Universidad del Salvador.

El sitio, que incluye una base de datos construida para este proyecto, se abre con los primeros 1000 documentos indexados – y 23 campos descriptivos por documento – de los 4903 documentos  desclasificados entregados por el gobierno estadounidense en abril de 2019.

Cabe destacar que se realizaron cuatro entregas de documentos, entre 2016 y 2019, en las que se dieron a conocer un total de 7.035 documentos.
El proceso fue coordinado por Dirección de Inteligencia Nacional de Estados Unidos y relevó documentación de más de 14 agencias y departamentos.
Parte de estos documentos contiene tachaduras, otros están censurados en su totalidad.

La primera entrega

El 16 de agosto del año 2000, en Buenos Aires, la ex secretaria de Estado norteamericana Madeleine Albright se reunió con Madres y Abuelas de Plaza de Mayo y el Centro de Estudios Legales y Sociales.
Luego del encuentro, ordenó la recolección, revisión y desclasificación de informes de EEUU sobre la Argentina. Los organismos, junto al National Security Archive, una organización especializada en pedidos de información en Estados Unidos, proporcionaron un listado de términos prioritarios para identificar documentos.

En consecuencia, el Departamento de Estado revisó archivos de 1975 a 1984 e identificó 4.677 documentos. Agencias de la CIA y el Pentágono se negaron a abrir sus archivos. Los documentos fueron editados con “tachas” que ocultan segmentos de los textos que se fundamentan en razones de privacidad, seguridad nacional, relaciones exteriores y protección de fuentes confidenciales. La documentación fue entregada a organizaciones de derechos humanos e instituciones estatales.

( Lozano y Seatoll fueron cordialmente recibidos por Harguindeguy. El Ministro explicó en respuesta a su búsqueda que Timerman estaba detenido sin cargos mientras se realizaba una investigación encabezada por la CONAREPA )*

Los documentos fueron otro hecho concreto que evidenció la injerencia de Estados Unidos en el Cono Sur y permitieron acreditar las relaciones bilaterales entre las dictaduras latinoamericanas y Estados Unidos.

Los documentos sobre la desaparición de personas, la apropiación de niñes, el accionar del Batallón de Inteligencia 601 y el Plan Cóndor se convirtieron en prueba documental aportada por las querellas a las causas que investigaban esos hechos.

Desde Abuelas indicaron: “Esperamos que esta herramienta sea útil a jueces, fiscales, investigadores, periodistas, y público general, para contribuir a la construcción del proceso de Memoria, Verdad y Justicia”.

*CIA, MEETING AT HOME OF CPAO W[15515254], 25/8/1978. Extraído de: Memoria Abierta, CELS, Abuelas de Plaza de Mayo (2019-2020) Base de relevamiento de documentos desclasificados de EEUU [Base de datos].
AL INICIO