Otra amenaza a FM Alas


UN NUEVO INTENTO POR SILENCIAR UN MEDIO COMUNITARIO

Por Daniel Bello

Una vez más, FM Alas de El Bolsón sufrió un acto de violencia.
Durante la jornada del primero de enero, trataron de robarse los equipos que la radio usa para transmitir, tras romper una venta para ingresar al estudio, y  violentar la puerta de ingreso y el cable de electricidad.
Nueve meses hasta hoy han pasado desde el último ataque, cuando en febrero de 2018 trataron de incendiar los cimientos de la construcción de la nueva casa-radio comunitaria que construía FM Alas. Sin embargo, los ataques comenzaron en diciembre de 2016 -en el comunicado se publicó por error que fue en 2017- cuando la FM realizó una amplia cobertura de los conflictos socioambientales por un loteo que estaban impulsando en la Comarca.
Además, el amedrentamiento se intensificó cuando la radio cubrió el caso de Santiago Maldonado -su desaparición forzada y posterior muerte- tras la feroz represión ilegal por parte de la Gendarmería en la Comunidad Mapuche.

A todo esto se le sumaron las amenazas que comenzaron a recibir sus integrantes.
Todos hechos que claramente buscan silenciar a la radio.

PPV se comunicó con Esteban, integrante de FM Alas: “Si bien este último hecho tiene mucho de aspecto vandálico o de que simplemente se trató de un intento de robo, obviamente, con todo este marco de amenazas, lo que vemos es que hay una clara intención de silenciar la radio. Podemos decir que es algo que se da dentro de este marco de derechización de la región, pero, puntualmente, sucede que aquí tocamos intereses locales muy fuertes y esos intereses dan respuestas. Obviamente. no podemos ni señalar ni confirmar que provenga de sectores vinculados al gobierno, pero es lo que sospechamos y creemos.”

Además informó: “Aquí están muy puntualizado conflictos territoriales muy fuertes, como este loteo de 2016, que mencionamos en nuestro comunicado, el cual Joe Lewis trató de llevar adelante en connivencia con el gobierno local. Lo mismo pasó con la cobertura del pueblo mapuche de la Pu Lof Cushamen, que obviamente molesta a los intereses de Benetton.
Entonces, lo que vemos por detrás es justamente que aparecen Lewis, Benetton y la cantidad de argentinos y argentinas que están vinculados a esta forma de entender el progreso y el cambio y de querer hacer negociados. Básicamente, lo que entendemos y sabemos es que hay un grupo político económico local muy fuerte, que hace mucho loby y que pretende llevar adelante distintos negociados. Creo que El Bolsón es un ejemplo perfecto de lo que sucede en el ámbito nacional pero en miniatura” .

A partir de esta sucesión de hechos que ponen en duda la integridad física de los miembros del proyecto político comunicacional que encarna FM Alas, y al proyecto en sí, se hicieron las pertinentes denuncias ante la Defensoría del Público, que a su vez lo hizo ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos. Esto originó que la Relatoría Especial para la Libertad de Expresión de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos solicitara información al Estado argentino por las amenazas que sufrió la radio.

En ese sentido, Esteban indicó: “Hay, lamentablemente, otras experiencias de radios que fueron incendiadas, incluso un centro comunitario donde se reunía una asamblea de un barrio local.
Conocemos de ataques mafiosos que se realizaron a dirigentes políticos y militantes sociales; a nosotros nos han amenazado por teléfono incluso marcando nuestras acciones privadas, dando a entender que conocían nuestros movimientos, o sea, que nos estaban siguiendo. Esto fue el año pasado sobre todo, cuando estuvo todo más caldeado con la desaparición forzada de Santiago Maldonado”
.

Para finalizar, aseguró: “Continuaremos con la radio, encontrando algunas formas de cuidarnos más. Lamentablemente, estás cosas te obligan a cuidarte más, a hacer cosas con las que uno no está de acuerdo políticamente como lo es poner cámaras de seguridad, quizás tengamos que tomar medidas que no nos gustan. Lo prioritario es hacer esta situación pública, pero seguiremos haciendo Comunicación Alternativa y Popular que es la única cosa que importa, más allá de los miedos y angustias.
Nuestro proyecto político comunicacional es grande, es importante y va a seguir estando al aire”.

OTRAS NOTAS