No nos callamos más

MIRA COMO NOS PONEMOS

Por Agustina Borgognone
Ph María Quintero

“No vamos a seguir sometidas a los abusos”. Con este mensaje se plantaron más de 50 actrices argentinas frente a la prensa con el objetivo de acompañar la denuncia penal que Thelma Fardín realizó contra Juan Darthes por una violación ocurrida en el año 2009 en Nicaragua durante una gira teatral del programa infantil “Patito Feo”, que se emitía por El Trece. En ese momento, Fardín tenía 16 años y Darthés 45.

El comunicado que expuso el colectivo de Actrices Argentinas le habló a toda una industria que históricamente las sometió: “la opresión y la cosificación son moneda corriente. Se erotiza y se sobreexpone a niñes y adolescentes en la industria del entretenimiento. Estamos siempre desprotegidas por quienes nos contratan. En nuestro medio no hay protocolos de acción frente a casos de abusos. Necesitamos herramientas para enfrentar estas cuestiones que además se ven agudizadas por la precariedad laboral y la falta de trabajo. Contra todas esas formas de violencia, y para que esto cambie, nos ponemos a trabajar desde hoy, desde ya”

A la lectura del documento le siguió un video en donde Thelma relata su doloroso testimonio, haciendo de tripas corazón y secándose las lágrimas. Cuando le consultaron por aquello que motivó la denuncia, explicó: “Gracias a que alguien habló, yo hoy puedo hablar. Y cuando lo dije, me encontré rodeada de personas que estaban dispuestas a acompañarme” Además, agregó: “Lo que me había pasado podía servir para que muchas personas se animen a hablar”.

La importancia de la sororidad es ésta. El mundo patriarcal nos crió como enemigas, pero unas somos el reflejo de las otras y es por eso que en la hermandad nos reconocemos. La sororidad es una política que intenta desmontar la misoginia e implica compartir el análisis de las problemáticas, la información, dar apoyo emocional y psicológico desde la empatía. Es librarse de la estupidez aprendida. La alianza de las mujeres y las disidencias en el compromiso es tan importante como la lucha contra el resto de los fenómenos de la opresión. No sólo es importante sacarse la mordaza y hablar, también es menester permanecer unides frente a la impunidad, dispuestas a enfrentarnos a todo el sistema.

El coraje de Thelma Fardín y el acompañamiento del colectivo de Actrices Argentinas dan cuenta de una sola cosa: Lo estamos tirando abajo. La revolución recién empieza, y ahora tiramos nosotras porque nos toca.

CONFERENCIA DE PRENSA COMPLETA

 

OTRAS NOTAS